Los psiquiatras señalan que el proceso de reacreditación de unidades puede “caotizar” la troncalidad

0
238

En el trámite de audiencia del proyecto de troncalidad, el Ministerio de Sanidad ha pedido opinión a la Sociedad Española de Psiquiatría (SEP) y a la Sociedad Española de Psiquiatría Biológica (SEPB), las cuales han enviado sus alegaciones en las que señalan el gran esfuerzo administrativo que será necesario para reacreditar o acreditar las nuevas unidades docentes, y la compleja estructura que se creará, lo que podría condicionar el proyecto o “caotizarlo.

La Sociedad Española de Psiquiatría y la Sociedad Española de Psiquiatría Biológica se han mostrado muy satisfechas con el futuro cambio de modelo de formación sanitaria especializada. En este sentido, en su texto de alegaciones recalcan que los problemas que van a afectar a otras especialidades podrán ser “fácilmente neutralizados” en Psiquiatría.

Sin embargo, recuerdan que será necesario “reformar los criterios de acreditación de centros y unidades docentes” porque las actuales estructuras tendrán que adaptarse a los nuevos programas. En el caso de Psiquiatría, las dos sociedades apuntan que no podrán acreditarse unidades docentes para la formación específica de Psiquiatría Infantil que no cuenten con el reconocimiento adecuado para impartir la formación troncal.

La misma circunstancia se dará para los programas formativos de las áreas de capacitación específica, que tendrán que desarrollarse en las unidades docentes acreditadas para la formación troncal. Por esta razón, los psiquiatras señalan el gran esfuerzo administrativo que supondrá reacreditar y acreditar las nuevas unidades docentes a los diferentes niveles. Esta situación, añadida a la falta de recursos por la crisis, podría “condicionar el proyecto o caotizarlo.”

A los psiquiatras les parece “razonable” aumentar el periodo de formación en su conjunto a cinco años, dos troncales y tres específicos, porque la duración planteada les parece “insuficiente” para numerosas especialidades. También creen “razonable” la posibilidad de reespecializarse.

Estructuras docentes

Los psiquiatras entienden que una Comisión Delegada Troncal será la encargada de elaborar el programa formativo del periodo troncal, en su caso, podría ser la Comisión Nacional de Psiquiatría la que defina las competencias profesionales a adquirir en ese periodo. De todas formas, señalan que “aún no queda claro” y que podría ser una nueva comisión creada al efecto la que podría “subsumir” o “desplazar” a la Comisión Nacional de Psiquiatría.

Por otra parte, la SEP y la SEPB entienden que existirán dos comisiones específicas, una para Psiquiatría General o del Adulto, y otra para Psiquiatría Infantil que regularían el proceso de especialización para cada una de ellas, y que se unirán a la Comisión de Tronco y los Comités de Áreas de Capacitación Específica.

Sin embargo, los psiquiatras advierten que la creación de todas estas estructuras podría “generar unos problemas de cohesión e interrelación extraordinarios, que podrían condicionar todo el proyecto.”

En cuanto a Psiquiatría del Niño y del Adolescente, los expertos creen que no queda claro cómo se manejarán las “situaciones residuales” de médicos no psiquiatras que se desenvuelven en el ámbito del tratamiento psiquiátrico de este colectivo, y añaden que si se abre un proceso de homologación, “la vía debe ser única y comprender exclusivamente” a los profesionales que ejercen en las unidades “regladas” de psiquiatría infantil.

Finalmente, entre las alegaciones a la troncalidad, la SEP y la SEPB instan al Ministerio de Sanidad a que cuente con sus grupos de trabajo monotemáticos para contribuir en el diseño, desarrollo y evaluación de los programas de formación de las diferentes áreas de capacitación específica

fuente

 

Image Map