Radiólogos y nucleares exigen un tronco de seis meses como máximo

0
188

El tronco de Imagen Clínica en el futuro plan de troncalidad que maneja el Ministerio de Sanidad está abocado al fracaso según han denunciado las dos especialidades que lo forman, Radiología y Medicina Nuclear. Ni siquiera apoyan la posibilidad anunciada por el Ministerio de reducir en seis meses el tronco que en un principio estaba previsto con una duración de dos años. Para que funcione, el tronco debería ser “mucho más flexible”, ya que solamente comparten competencias para una docencia común de cuatro, cinco o incluso seis meses.

Según ha comentado a Redacción Médica el presidente de la Comisión Nacional de Medicina Nuclear, José Luis Carreras, los residentes de cada especialidad rotan solamente tres meses por la otra especialidad, y “es suficiente”. Las competencias comunes entre radiólogos y nucleares son “teóricas”, -aseguran-, y abarcan solamente el conocimiento superficial de cuáles son las técnicas utilizadas por cada una de las especialidades para que los profesionales sean capaces de recomendar una u otra técnica.

“Con seis meses estaríamos cómodos las dos especialidades”, asegura Carreras. Por su parte, el vicepresidente de la Sociedad Española de Radiología Médica (Seram), José Luis del Cura, ha comentado que la posibilidad de quitar seis meses a la formación común “vendrá bien”, pero además la docencia troncal debería ser “asimétrica, con más tiempo para Radiología.”

Asimetrías

En efecto, las dos especialidades son asimétricas en cuanto a número de residentes y de unidades docentes, hay “muchas más de Radiodiagnóstico que de Medicina Nuclear”, recuerda Carreras, quien se lamenta de que las escasas unidades de Medicina Nuclear (40) en comparación con Radiodiagnóstico (100) tendrán que asumir la formación de aproximadamente 380 residentes en los dos años que podría durar el tronco en un principio. “Es una sobrecarga que no somos capaces de asumir ni por recursos ni por espacio”, critica Carreras.

Otro problema que señalan estos especialistas es que se obligaría a los MIR a cambiar de residencia porque no en todas las provincias hay unidades docentes acreditadas para la docencia de las dos disciplinas. A estos residentes  de primer y segundo año les obligarán además a realizar urgencias de la especialidad de Radiodiagnóstico, “competencias que no van a volver a ver si eligen Medicina Nuclear al final del tronco”, subraya Carreras.

En definitiva, los integrantes del tronco de Imagen creen que se va a perder el tiempo en detrimento de la formación específica de cada una de las disciplinas, por lo que pedirán una duración mayor del periodo docente. Además, también se lamentan de la pérdida de tiempo que han supuesto las reuniones celebradas hasta ahora por los grupos de trabajo para establecer las competencias comunes, ya que en el borrador de troncalidad se especifica que estas competencias se elaborarán después de que el proyecto se publique en el Boletín Oficial del Estado (BOE), cuando se creen las comisiones de tronco

fuente

http://www.redaccionmedica.com/

Image Map